La verdadera actualidad Española


Muy probablemente Zapatero no ha estado dotado para el tiempo que le ha tocado vivir. Ciertamente, no ha dejado de intentarlo, de proponer cosas –muchas de ellas audaces, necesarias o bien intencionadas–, pero ni ha sabido ‘leer’ el momento ni tampoco le han aconsejado bien.

Como líder europeo, igualmente no se le reconoce ninguna influencia, y encima, su aliado portugués se cae.

Para mí, sin perjuicio de que el tiempo le otorgue algunos transcendentes méritos, estos datos ilustran bien ‘por qué’ la presente coyuntura no es su especialidad:

1) Sigue creyendo en los ‘campeones nacionales’. Se reúne con los grandes, sean bancos o las cuarenta primeras empresas, pero no se da cuenta de que esto (la recuperación) no se mide ni se construye desde arriba sino desde abajo; que a mí no me inspiran ni Endesa ni el Banco Santander ni Accenture. Que a mí –por hablar de los destacados– me inspiran Ferrán Adriá, Custó Barcelona o la empresa gallega ‘Blu Sense’. Que el primero inspiró y sigue inspirando a la legión de cocineros que ahora asumen sus riesgos porque nunca ha dejado de hacer lo suyo: ‘crear’ entre los fogones de un pequeño restaurante perdido. Que él es empresario pero primero ‘cocinero’.

Que a mí me inspiran el ingeniero extremeño de treinta años que está exportando soluciones informáticas a todo el mundo; los pequeños comercios que afloran en determinados barrios de Madrid; la cooperativa catalana que ya no pasa por los supermercados; el chaval al que persiguen las multinacionales de la música –sea para llevárselo sea para procesarlo– por sus ingenios del siglo XXI.

Hay una gran cantidad de gente (digo ahora, en España), no ‘hijos de papá’ con suficiente capital, redes de contactos y alguna idea copiada, que me inspiran porque desde los lugares más recónditos y sin apenas medios son capaces de exportar a Japón, China y Estados Unidos gracias a las enormes posibilidades abiertas por internet.

Ellos están ahí por coraje, vocación y sentimiento, llevando vino, tecnología y diseño sin mirar el destino. Son los primeros hijos de la ‘Aldea Global’.

Esa  gente es a la que hay que reunir y con la que hay que reunirse; creando foros, mostrándolos a los demás y mostrándoles entre ellos. Porque esas cosas están pasando y casi nadie lo sabe. Sólo hablamos de fatalidad y de paro.

Hay que empezar a inspirar llevando a la gente a sus semejantes, a lo que le interesa, a aquellos en quienes se puede ver reflejada. Así es cómo se moviliza.

Si no, lo hará la misma gente (reconocerse, identificarse) pero esta vez por su cuenta, igualándose por la parte del paro y del hartazgo y para protestar; para expresar su nula ‘identificación’ con sus representantes. Algo ya imparable e impredecible en sus consecuencias políticas; un servicio enorme para la democracia.

Pero Zapatero seguirá mirando a los de arriba, como creyendo que en su dinero, influencia y asalariados está la clave de la salida. Como si esas personas, organismos o empresas pudieran servir de referencia para el resto. Quizá ahora se dé cuenta de su errónea perspectiva. No sólo suya, sino de toda la clase política: la peor de nuestra democracia no tanto por un gobierno desdibujado como todos en la segunda legislatura sino –y esto es lo nuevo– por la falta total de alternativa, de algún tipo de liderazgo; ni por la derecha ni por la izquierda.

Ni sólo grandes, ni sólo ideas, ni sólo pequeños. Es de la conjunción y nuevas mezclas que puede salir lo disruptivo, la inspiración, los medios.

2) Zapatero nunca ha abandonado su discurso tipo: “La semana que viene se empezará a reducir el paro”, “el diferencial con Alemania ya se está reduciendo”, … Y aunque fuera cierto, ¿qué más da? Parece como una broma o como una enfermedad. Quizá sólo una mala estrategia. El mismo día que se entraba en crisis ya se estaba saliendo. Eso, además de que no es posible, confunde.

Ciertamente, lo virtual puede llamar a lo real, pero a la quinta deja de tener efecto. Sólo aleja. Hay que bajar (siquiera por un momento) y ponerse a la altura de quienes de verdad están sufriendo, pero no sólo para darles esperanzas (reales o falsas) sino para alcanzar su sufrimiento y entonces, desde abajo, crecer (‘creer’) con ellos.

No importan los datos, importan las emociones –las pequeñas razones– y es eso lo que hay que mostrar: Intangibles, personas, experiencias.

3) No se puede ser líder y decir “no vi venir lo que nadie vio venir, por tanto no tengo culpa”. Eso, o arrojar responsabilidades fuera, pero para al cabo de un tiempo decir que también estaban en casa, aunque heredadas del pasado. De nuevo, aun siendo verdad, ¿qué más se le puede exigir a un líder que ver venir lo que los demás no ven (vemos) venir; además de una cierta coherencia de discurso, aunque se cambien y añadan datos?. Precisamente, ésa es su principal función: orientar, ver venir y advertir. Sería mejor que dijera, ‘he fallado en el ejercicio de mi liderazgo’. Cuando menos, se identificaría con el puesto. No hay que igualarse en lo único en que no se puede ser igual.

4) Es el momento de América Latina por primera vez en la historia y Zapatero no asiste a la última cumbre Iberoamericana. Incluso con Lula presente [[y con el castellano como lengua vehicular]]. No salgo de mi asombro.

Sin embargo, aquí, se deja acompañar –como ¡Vicepresidente!– por la cara visible de la sempiterna corrupción de la Junta de Andalucía. El poder que más ha influido  en este Gobierno; el que ha determinado buena parte de los nombramientos. Hace con el andaluz lo que Rajoy con el valenciano. Dos super-barones con poco más de 1.000 euros en sus cuentas, alguna hipoteca y algún coche viejo (¿es que hacen falta juicios?). La peor cara de la política; el nulo respeto a los ciudadanos.

About fernando de souza diaz pavon

What's the reason of this blog? Mainly, to show something different to the mainstream; an alternative view on current affairs able to challenge the 'status quo'. And also because, by sharing my thoughts, I feel freer. If I become, to some extent, influential through this activity, I just hope to help others to feel the same. Why not? Thus, don't expect to find here what you can read in the newspapers.
This entry was posted in ECONOMY, IN SPANISH, POLITICS and tagged , , , , , , . Bookmark the permalink.

One Response to La verdadera actualidad Española

  1. Pablo says:

    Fantástico Post Fernando, brillante en la exposición de los problemas y de la situación actual, crítico y directo. Gracias de nuevo por tu claridad. un abrazo. Pablo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s